Categoría: InfoCasas TV , 26 Febrero, 2016

Eduardo Campiglia y el desafío de ampliar el acceso a las viviendas de interés social

Eduardo Campiglia y el desafío de ampliar el acceso a las viviendas de interés social

En 1979 Eduardo Campiglia recibía el título de ingeniero civil en la Universidad de la República. Daba entonces comienzo a la empresa constructora que lleva su apellido: Campiglia Construcciones.  

“Sacrifico y compromiso” son valores que predica hace más de 35 años para posicionar a su empresa dentro de las más importantes y reconocidas del sector de la construcción. Esos valores lo llevaron a convertirse en el Empresario del Año 2015, luego de una reñida votación de los lectores de InfoNegocios. 

Trabajando en proyectos más accesibles


En la actualidad, Campiglia Construcciones posee siete proyectos en construcción bajo los ‎beneficios de la ley 18.795 que contiene importantes exoneraciones, tanto para los que compran para vivir como los que compran para invertir.

En ese sentido, Campiglia se refirió al impacto que tuvo la ley dentro de los planes de su empresa. “Básicamente hemos llegado a mucha gente, pero el aumento de las tasas segrega algunos posibles interesados”, dijo. 

El ingeniero indicó que tanto a nivel de bancos como de empresas se le “está buscando la vuelta”  para que aquellos sectores de la sociedad con ingresos no tan altos puedan acceder a estas viviendas. “Esto se logra generando productos de buen nivel, pero con un costo más bajo”, enfatizó. 

El desafío del empresario es llegar a costos de vivienda de interés social más bajos. “Hay que buscar formas de atenuar los costos de tasas, no es un tema menor y fácil de resolver, porque si la persona tiene menos integración al proyecto, entonces la cuota le quedará muy alta y no podrán acceder a la cuota. Por lo tanto, se podría lograr una mayor integración, capaz con más tiempo”, opinó el director de Campiglia Construcciones.

De todas maneras, Campiglia manifestó que la ley cumplió con los objetivos por el cual fue creada. “Renovó el stock en zonas donde no se construían, descomprimiendo así la construcción en la franja costera y generó inversión a través de los beneficios fiscales que de otra forma no se hubiera producido”, explicó. “Nosotros ayudamos al consumidor final, generando ocupación, como también al inversor, los cuales están conformes porque han alquilado rápidamente con una renta acorde”, agregó. 

La situación actual de la industria de la construcción 


La industria de la construcción completó en el 2015 su segundo año consecutivo en caída (un 6,7%) en comparación interanual, al cual se le suma un pronóstico no muy auspicioso para este año, según el informe del Centro de Estudios Económicos (CINVE).

Ante esta situación, Campiglia entiende que la “economía y la construcción tienen ciclos”, pero reconoció que “las viviendas de interés social han hecho que ese ciclo no sea tan marcado”.

Lo que se está dando, es una menor facturación de primer nivel, pero esto no quiere decir una baja en la cantidad de productos generados, sino que se realizan productos de buen nivel con menos valor”, afirmó. 

Reafirmando esa estrategia, Campiglia contó que actualmente posee siete proyectos de interés social y uno de nivel más alto para este año. “Buscamos amoldarnos a lo que nos permite el mercado”, añadió. 

Asimismo, el director de la empresa estudia proyectos de primer nivel a futuro que buscan agregar aspectos positivos al mercado. “Estamos estudiando proyectos de instalaciones para logística en nuestra ciudad, y con un proyecto de gran nivel en la zona de World Trade Center. Ambos proyectos lo estamos analizando con mucha prudencia porque son inversiones muy grandes”, concluyó.

¡Mirá la entrevista completa en InfoCasasTV!  



¡Compartí con tus amigos!
¿Qué te pareció esta noticia?